Opinión - 16/5/20 - 12:00 AM

Salud pública y derechos humanos

Por: Gabriela Arosemena

El derecho a la salud es considerado como un derecho humano fundamental, consagrado en numerosos instrumentos de derecho internacional; sin duda la pandemia global del Covid-19 ha sido un fuerte adversario de la salud pública en los últimos meses. El virus, de rápido contagio, sin duda ha puesto a prueba el sistema de público de salud a nivel mundial, algunos de los cuales se han visto colapsados al no contar con la capacidad de hacerle frente a la totalidad de los contagiados.

Esta pandemia también ha resultado propicia para reevaluar el nivel de respuesta, accesibilidad y calidad del sistema de salud; pero más allá de las aristas técnicas es importante ratificar si en efecto nuestro sistema de salud cuenta con un enfoque en derechos humanos.

La salud debiera ser prioritario para el estado, y garantizar su acceso a toda la población sin excepción, no obstante, día a día personas mueren por no contar con la infraestructura y el acceso a servicios básicos de salud, esto se hace más evidente en según el nivel socioeconómico siendo la pobreza un factor que determina el acceso a la salud lo cual es violatorio de derechos humanos tomando en cuenta que estos son universales e inalienables por lo cual deben ser garantizado cada uno de los habitantes de un país, aun así hay personas que mueren cada día por enfermedades claramente curables o prevenibles.

A menudo parece olvidarse que dentro de la salud se incluye la salud mental pero desafortunadamente y tomando el estigma como principal enemigo de la misma, muchas veces las personas no solamente no comunican este flagelo silencioso, sino que a menudo no cuentan con el acceso a un profesional dentro del sistema público de salud que a su vez desencadena en otras problemáticas que pudiesen afectar el núcleo familiar. En ese sentido, es importante que el estado toma aun mayor responsabilidad en priorizar la salud pública a fin de que sea garantizada como derecho humano en todo el territorio nacional.